La ternura no requiere diplomas


¿Te has preguntado si son felices aquellas personas que nos han enseñado durante décadas en las aulas escolares?

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *